home
sabelotodo
logo
entrar
comentario
colaborar

Contenido del artículo
Vínculo hipófosis-hipotálamo
Hormonas liberadas
Hormonas adenohipoficiarias
Hormonas de la neurohipófisis y el hipotálamo

Hipófisis o pituitaria
Figura 1. Ubicación de las principales glándulas del sistema endocrino.



Glándula pituitaria o hipófisis

Uno de los integrantes del sistema endocrino, la pequeña glándula pitutaria, también llamada hipófisis, está cómodamente sentada y protegida en la silla turca del hueso esfenoides en la base del cerebro  (figura 1), y es la encargada de segregar al menos nueve de las hormonas principales. Con el tamaño y la forma de un guisante "cuelga" de un "tallo" conocido como infundíbolo que está conectado superiormente con el hipotálamo (una parte del cerebro).

En los humanos la pituitaria es una glándula compuesta, ella presenta dos lóbulos con estructuras, orígenes y funciones diferentes. Los lóbulos se denominan de acuerdo a su posición en el cuerpo en lóbulo anterior y lóbulo posterior.

El lóbulo posterior está formado principalmente de células llamadas pituicitos, que son células nerviosas de soporte, y fibras nerviosas, por lo que esta parte de la hipófisis es tejido neuronal. Por otra parte, el lóbulo anterior está compuesto de tejido glandular y fabrica y libera varias hormonas. La naturaleza del tejido que conforma los lóbulos les ha valido los nombres de neurohipófisis al lóbulo posterior junto al infundíbulo, y adenohipófosis al lóbulo anterior.

La neurohipófisis no resulta en realidad una glándula en el sentido estricto de la palabra, este lóbulo recibe las hormonas que se liberan, ya preelaboradas en el hipotálamo, y solo funciona como almacén de estas.

Vínculo hipófisis-hipotálamo

La parte posterior de la hipófisis pertenece en realidad al cerebro y se origina como un crecimiento del tejido del hipotálamo manteniendo la comunicación con este por la vía de un manojo de nervios llamado tracto hipotalámico-hipofisario, que corre a través del infundíbulo. Dos neurohormonas se sintetizan por las células neurosecretoras del hipotálamo, la oxitocina y la hormona antidiurética, llamada también vasopresina o argipresina, y ambas se transportan por los axones de las neuronas del hipotálamo hasta la hipófisis posterior.

En contraste, el lóbulo anterior se origina como un embolsamiento superior del tejido de la mucosa oral, esto es, se forma a partir de tejido epitelial. Antes de hacer contacto con el lóbulo posterior, pierde la conexión con la mucosa oral y se adhiere a la neurohipófisis para formar el órgano compuesto. Finalmente no hay conexión directa nerviosa con el hipotálamo, pero sí hay conexión vascular. Por la vía vascular las hormonas estimuladoras e inhibidoras segregadas por las neuronas del hipotálamo circulan directamente a la adenohipófisis para regular su producción hormonal.

Hormonas liberadas

A continuación se brinda una descripción breve de las principales hormonas producidas por la pituitaria.

Hormonas adenohipofisarias.

1.- Hormona de crecimiento: estimula a la mayoría de las células del cuerpo a crecer de tamaño y a dividirse pero su blanco principal son los huesos y los músculos esqueléticos. La síntesis de la hormona de crecimiento se regula principalmente por dos hormonas del hipotálamo con efectos antagónicos+.

2.- Tirotropina: es una hormona que estimula el desarrollo normal y las secreciones de la glándula tiroides.

3.- Corticotropina: es una hormona que estimula a la corteza de las glándulas suprarrenales para que libere hormonas corticosteroides, especialmente glucocorticoides que ayudan al cuerpo a enfrentarse al estrés.

4.- Gonadotropinas: son hormonas que regulan la función de las gónadas (ovarios y testículos), las que están prácticamente ausentes en la sangre antes de la pubertad en ambos sexos.

5.- Prolactina: en los humanos está bien documentado que estimula la producción de leche en las mamas, pero hay cierta evidencia además, de que participa también en el mejoramiento de la producción de testosterona en los varones+

Note que la mayor parte de las hormonas adenohipofisarias segregadas en la hipófisis resultan influyentes en el trabajo de otras glándulas, es como la glándula directora de las glándulas endocrinas.

Hormonas de la neurohipófisis y el hipotálamo

1.- Oxitosina: es un fuerte estimulante de la contracción uterina y se libera en cantidades apreciables durante el parto y en las mujeres lactantes. Participa en la expulsión de la leche de las mamas en las mujeres lactantes ante el estímulo de la succión por el infante y juega algún rol en la excitación sexual y el orgasmo.

2.- Argipresina: llamada también hormona antidiurética o vasopresina es una sustancia que previene o inhibe la formación de la orina evitando grandes oscilaciones en el balance de agua del cuerpo. Sustancias tales como el alcohol inhiben la producción de argipresina y eso explica la abundancia de orine cuando estas bebidas se consumen+.


Otros temas de anatomía humana aquí.
Para ir al índice general del portal aquí.