home
sabelotodo
logo
entrar
comentario
colaborar

Licores saborizados.


Son  comunes en el mercado diversos licores muy dulces de sabores diferentes que se consumen solos en pequeñas cantidades, como aperitivos o mezclados con otras bebidas como es el caso particular del licor de anís mezclado al café expreso, utilizado por muchas personas. Generalmente el licor es un líquido algo viscoso y está coloreado para darle mejor apariencia.

Es muy fácil fabricar un licor y en poco tiempo usando el método de prueba y error puede usted convertirse en un experto en la fabricación de licores tanto en "punto" como en variedad.

Lo que hace falta para ese fin son tres cosas básicas:

1.- Una bebida alcohólica transparente bien concentrada 40-75% de alcohol en volumen, que puede ser una mezcla de alcohol etílico y agua en las proporciones adecuadas.

2.- Azúcar, preferentemente refinada para no colorear ni agregar sabor alguno a la bebida.

3.- Un elemento saborizador-coloreador natural tal como cáscaras de naranja o de limón, anís natural en cualquiera de sus formas o bien un saborizador artificial como la fresa o la menta que darían como resultado el licor del mismo nombre.

La receta básica de producción del licor es como sigue:

Primero:Se pone a macerar el elemento saborizador natural en la bebida alcohólica (cáscaras de naranjas por ejemplo) durante un período de tiempo, para que los aceites esenciales se disuelvan en el alcohol (normalmente una semana).

Segundo: Se agrega azúcar y se va disolviendo hasta que ya no se disuelva mas (solución saturada) y adquiera la viscosidad típica de los licores.

Tercero: Se colorea si es de su agrado, el color ámbar se puede obtener con caramelo (azúcar semi carbonizada) disuelto en un poco de agua o pueden usarse coloreadores artificiales aprobados. Las cáscaras de naranja dan un bonito color amarillo y las del limón verde ese mismo color de manera natural.

Cuarto: Se invita a los amigos a probar el nuevo licor.

Notas importantes. No confunda el alcohol, solo el etílico puede consumirse, los demás son tóxicos y algunos muy letales.

Utilice solo elementos naturales saborizadores de confianza, naranjas, limones, chocolate, café bien concentrado, anís, mentas etc. No use flores por ejemplo, la mayor parte son venenosas.

Siempre mantenga a los niños lejos del alcance de los licores, como son dulces lo consumirán en dosis muy altas que pueden ser peligrosas.

Para ir al índice general del portal aquí.