sabelotodo





Las cajas en la instalación eléctrica del hogar


En todos los casos, las conexiones eléctricas deben estar dentro de una caja, todas las cajas instaladas, incluyendo las de solo conexiones de cables deben estar accesibles. Nunca se podrá cubrir una caja con paneles de yeso o de otro tipo, con repello o de ninguna otra forma. Todos los dispositivos, interruptores, tomacorrientes, lámparas etc. deben tener su conexión al circuito dentro de una caja. Ciertos dispositivos como las lámparas empotradas, las fluorescentes, los extractores de aire para los baños y otros, tienen ellos mismos las cajas donde se hacen las conexiones de instalación.

Hay una gran diversidad de cajas disponibles en el mercado para casi cualquier necesidad y ellas se pueden dividir en dos grandes grupos: las cajas plásticas y las cajas metálicas.

La estructura del lugar donde se van a montar determina en gran medida el tipo de caja a utilizar, de esta forma si la caja va a quedar empotrada en una pared de mampostería (ladrillos o bloques) se tendrán que utilizar cajas metálicas, del mismo material hay que usarlas si quedan embebidas en concreto. También deben usarse metálicas si las cajas quedan expuestas, exceptuando las cajas reforzadas de PVC que se usan en los exteriores.

Cuando las paredes son huecas, hechas con una estructura de piezas de madera o laminados de metal y recubiertas con paneles se permiten cajas plásticas en casi todas las zonas.

En la figura 1 se muestran algunos tipos de cajas, las (a), (b) y (c) son metálicas y el resto plásticas, las de color azul se usan muy comúnmente en las paredes huecas interiores para el cableado (d), (e), (f) y (g), son muy baratas y fáciles de montar. La caja (h) es una caja robusta de pvc para usar en el exterior cuando queda expuesta. Estos son solo algunos ejemplos, observe que las de tipo (d) y (g) tienen unas lengüetas abatibles montadas en un tornillo, estas son especialmente diseñadas para montarlas en paredes de paneles de yeso ya terminadas.

Cajas plásticas

Cajas eléctricas
 Figura 1. Algunas cajas eléctricas.
imagen
Figura 2. Plato adaptador.

Por supuesto, las cajas plásticas no se pueden conectar a tierra ya que no son conductoras de la electricidad, por tal motivo cuando se usan cajas plásticas es imprescindible utilizar un cable de conexión que tenga un alambre de tierra. Siempre se utilizarán cuando queden dentro de una pared.

Algunas cajas pláticas tienen orificios cerrados con una pestaña desmontable, por lo que el cable no queda asegurado en su lugar por la caja. En ese caso usted debe asegurar el cable con grapas a una distancia de 20 cm de la caja.

Otras cajas tienen incluidas abrazaderas metálicas o plásticas para sujetar los cables.

Es relativamente fácil que las cajas plásticas se dañen por alguna mala operación durante el montaje. Nunca monte una caja plástica cuarteada o rota.

La mayor parte de las cajas plásticas son frágiles, de modo que móntelas siempre dentro de una pared y nunca expuestas, a excepción de la cajas robustas para exteriores de pvc, figura 1 (h). 

Cajas metálicas

Aunque las regulaciones locales no las exijan, es mejor que las use en su proyecto porque son mas fuertes y proporcionan una mejor conexión a tierra. La mayoría de las regulaciones exigen cajas metálicas para todas las cajas de conexión de cables, y para todas las cajas expuestas, exceptuando las cajas de exteriores de pvc.

Hay de muy diversos tipos, algunas concebidas para usarse en nuevas construcciones en paredes huecas, estas tienen en general soportes con puntas para asegurarlas, de todas formas use tornillos o clavos por los huecos de los soportes para fijarlas de forma segura a los pilares o viguetas de la estructura de la pared.

Las cajas metálicas tienen pestañas desmontables en todas las caras y en el fondo para liberar los orificios para los cables, para abrir una pestaña use un martillo y un destornillador para empujarlas, cuando se abra tómela con una pinza de electricista y girándola a ambos lados quiebre la zona de unión. Instale una abrazadera para el cable cuando la caja no la incluya por construcción.
Ciertos tipos de cajas son extensibles a fin de alargarlas para soportar mas dispositivos eléctricos, ellas se les desmonta una tapa y se juntan dos o más.

Instale las cajas para tomacorrientes e interruptores, así como las del falso techo a ras con la pared o falso techo terminado.

Use cajas de 4 x 4 pulgadas (figura 1 (b)) para aquellas que se van a usar como cajas de conexión de cables; si además tendrá un tomacorriente o interruptor móntela a 1 cm por debajo de la superficie de la pared terminada y use un plato adaptador (figura 2) que tiene los orificios para los tornillos de la caja.

Cuando la caja de conexión solo se usa para conectar cables se monta a ras de la pared y se cubre con una tapa plana metálica cuando está expuesta, o plástica si está empotrada en la pared.

Use cajas de bordes redondeados para instalar un interruptor o tomacorriente, figura 1 (a), cuando quedará expuesta y sobre una pared de mampostería interior, como en sótanos y garajes. La cubierta del dispositivo en este caso debe ser metálica.



Lectura recomendada:

La electricidad en casa.

Otros temas sobre la electricidad del hogar aquí.
Para ir al índice general del portal aquí.