home
sabelotodo
logo
entrar
comentario
colaborar

Importancia de la animación turística para el empresario.


En la actualidad el turismo es una actividad que ha logrado expandirse rápidamente en los últimos años, para ocupar en el presente un tercer puesto en la generación de ingresos económicos a nivel mundial. Esta propagación se debe entre otros motivos: al tiempo de ocio disponible por los individuos, principalmente en países desarrollados;  y el poder contar con suficiente sustento económico para realizarlo.

El aumento vertiginoso del turismo, y con él la proliferación por todo el mundo de localidades turísticas, ha provocado que el cliente demande nuevos servicios turísticos que respondan a las exigencias de sus intereses y necesidades, perdiendo terreno aquello que todos brindan, y que para algunos empresarios hoteleros todavía consideran lo primordial, pero que para otros ya es algo obsoleto, nos referimos a lo tradicional: Buena cama, comida, televisión, sol y playa.

Hay empresarios que aún no advierten que todo ha cambiado y no ven como la clientela poco a poco está pasando a la competencia mientras ellos no hacen nada nuevo por impedirlo (la competencia puede estar en otro destino dentro de la ruta del turista o viajero, es decir que el cliente puede optar por empezar a alojarse en otra localidad para mejorar su estadía).

Ya muchas personas poseen en su propia casa una gran cantidad de comodidades (grandes TVs, excelentes camas y colchones, aire acondicionado, habitaciones alfombradas, etc.) y desearían encontrar en los lugares a donde viajan, un producto atractivo con «servicios novedosos», por eso buscan en sus vacaciones actividades donde puedan participar con toda la familia, que ocasionen diversión, relajación, que permitan adquirir conocimientos sobre la región visitada, etc.

Existe un servicio capaz de satisfacer casi todos estos gustos y mucho más, la Animación Turística, todavía no debidamente valorada por muchos empresarios. Este servicio, permite una alta competitividad y profesionalismo en la oferta de actividades.

Se esta perdiendo el sentido lúdico (de juegos) en la sociedad, las personas cada vez tienen menos tiempo para divertirse, jugar, sociabilizarse, reírse. No olvidemos que los seres humanos somos los únicos de la especie animal que posemos la habilidad de sonreír conscientemente, entonces hay que utilizar los beneficios de la sonrisa como elemento importante de valor agregado a la estancia en una instalación.

Como debe verse el asunto


El turismo permite a los clientes satisfacer las necesidades biológicas como: descanso, alimentación y recreación, pero también debe favorer otros tipos de necesidades como son: relaciones sociales, comunicación, información y diversión.

El objetivo principal del turismo es incentivar el desplazamiento y la permanencia de los individuos o familias fuera de su lugar de residencia, involucrando en ello a diversas entidades, entre las que están: las agencias de viajes, el transporte, los servicios de hospedaje, los centros culturales, la gastronomía y otros.

El empresario que se siente a esperar pasivamente que el complicado mecanismo implicado funcione bien por sí mismo y así atraer personas a su instalación ofreciendo solo servicios "estándares" y en lo que pueden influir además condiciones políticas, económicas y sociales que permitan un funcionamiento armónico en el tiempo y el espacio, posiblemente perderá el tiempo, y el espacio será ocupado por otro.

Cuando se usan las actividades de Animación (no solamente para hoteles, también para estancias turísticas, restaurantes, clubes, colonias de vacaciones, etc.), se pretende generar en los establecimientos turísticos acciones que potencien y articulen el desarrollo sustentable a través de lo social, cultural y ambiental, entonces ¿para qué esperar más?, es hora de comenzar a brindarle a los clientes un producto novedoso, que los llene de emociones y que cada vez que hablen de vacaciones, se refieran a lo bien que la pasaron con las actividades que el establecimiento les brindó; eso es sinónimo de calidad, que es igual a hospitalidad y todo junto debería producir el motivo por el cual las familias se movilicen: La búsqueda de la felicidad, aunque sea por unos pocos días.

Debido a la explosión hotelera y del turismo, muchos empresarios decidieron invertir en esta área, ya sea un hotel, una escuela una agencia de viajes, una empresa de capacitación, etc, pero muchos no se detuvieron a observar, qué necesitaba el huésped para pasar bien su tiempo libre, cuáles son sus intereses, cómo podríamos darle un valor agregado a su estancia y así diferenciar el producto brindado del resto de la competencia. Es una necesidad estratégica emprender un proceso de desarrollo y capacitación que tenga en consideración las necesidades de los clientes ofreciéndoles en cada oportunidad un producto nuevo y agradable.

Toda situación de cambio en cualquier sector productivo implica ciertos temores, pero sólo enfrentándolos se reducen a su verdadera dimensión, la práctica es el criterio valorativo de la verdad, entonces deben ponerse en práctica actividades de animación para ver cual es el resultado, y algo se puede asegurar: los huéspedes y clientes se sentirán complacidos y lo agradecerán siempre, cuando este servicio sea de calidad y profesional.

Según conclusiones de varias investigaciones, la Animación es el servicio que mas clientes permite fidelizar (hacerlo fiel al consumo de un producto), niños, adultos, tercera edad, solteros, familias, etc., debido a que los huéspedes siempre tiene un sin número de actividades para realizar.

Un hotel que posea un equipo profesional de animación y un programa de actividades recreativas con horarios accesibles para los clientes en las tres secciones del día (mañana, tarde y noche) les permitirá a los huespedes planificarse, para aprovechar de forma sana y sin obligaciones su tiempo libre, convirtiéndose así el establecimiento un sitio a donde el huésped desea regresar siempre.

Cuando el cliente participa en las actividades, se fomentan asociaciones internas y/o externas entre clientes - clientes y entre clientes - trabajadores -animadores, lo cual permitirá que el huésped después realice una promoción positiva del lugar al contar las experiencias vividas que lo relacionarán con momentos especiales, disfrutados en las actividades de animación y entonces, insistirán para que sus amigos vivan la misma agradable experiencia.

Como no debe verse el asunto

Desafortunadamente numerosos gerentes, empresarios de hoteles, restaurantes y agencias de viajes, por desconocimiento del servicio de Animación Turística, presuponen que la animación es solamente la realización de actividades lúdicas (juegos). No tienen en consideración que este servicio incluye actividades socio culturales, deportivas, familiares, comunitarias, infantiles, para la tercera edad, etc. Es mas, muchos de ellos piensan que poseen el servicio de animación turística cuando en realidad lo único que hacen es contratar a una persona para que trabaje con niños o para que funcione como niñera, otros tienen el servicio de animación turística sólo en el folleto o en la página web para atraer a los turistas, pero en realidad no realizan ninguna actividad relacionada firmemente con ello.

La noche es muy importante


Es seguro que muchos de los que ahora leen este articulo no tienen ni la mas mínima idea de cuántos clientes pierde su comunidad o instalación por año, debido al simple hecho de caer en el síndrome de ofrecer actividades sólo por el día y en la noche no tener opciones para los turistas.

La falta de actividades en la noche es un flagelo que golpea a numerosos lugares turísticos (pues muchos clientes visitan esa región solo para dormir y seguir viaje a otro destino) y se está haciendo muy poco por revertir esto.
Normalmente lo que ofrecen muchos destinos es nada más que salidas a tabernas, casinos, cines, teatros y cenas, cuando se puede hacer mucho más con sólo poseer un equipo profesional de animadores. Es muy frecuente que con el advenimiento de la noche en hoteles sin animación, se viva un momento desaprovechado por muchos clientes que prefieren quedarse en la instalación en lugar de salir a la calle.

En primer lugar, nótese que éste es el instante en que más del 70% de los huéspedes se encuentra en el establecimiento, bañándose, cenando, disfrutando de un trago, etc.

Piense lo ocurre si durante la cena en el hotel o restaurante, se pone en vivo un saxofonista, o violinista, o guitarrista, o un grupo vocal con artistas de la zona, especialmente si interpretan ritmos locales típicos o música autóctona ¿cómo se sentirían los huéspedes?

Si bien esto último es parte de la animación nocturna, no lo es todo. Es necesario que el turista tenga alguna actividad donde participe para pasarla bien, en la que pueda divertirse, sociabilizarse y comunicarse con los demás huéspedes después de la cena. En este lapso se dispone de un gran tiempo libre por parte de los clientes y con un poco de creatividad se podría aprovechar las ventajas competitivas del establecimiento turístico, dinamizándolo económicamente al ofrecer en este horario una buena propuesta de actividades nocturnas que cautiven a los huéspedes y permitan fidelizarlos. Los clientes percibirán esta propuesta como un valor agregado, no sirve que el cliente tan sólo consuma y se marche del local. Los animadores bien preparados son capaces de convertir la noche en una verdadera fiesta.

La Animación Turística Nocturna hace que el cliente cierre con alegría el final de una jornada vivida intensamente por todos los integrantes de su grupo familiar o de relaciones, donde cada uno encontró respuesta a sus intereses y anhelos. Si a esto le sumamos la participación de ellos en estas actividades, no como simples espectadores, sino como actores, será una experiencia que jamás olvidarán.

Con esta propuesta de actividades nocturnas los animadores transportan a los huéspedes hasta los tesoros culturales, históricos, naturales, estéticos, humanos que cada región conserva celosamente y por lo cual sienten orgullo, pues forman parte de su identidad. Así tienen la oportunidad de valorar el profesionalismo de un animador, el cual es capaz durante el día de jugar al fútbol, voley de playa, organizar una bicicleteada, hacer una clase de yoga, etc., para después en la noche cerrar el día sorprendiéndolos a todos con un espectáculo bien profesional, donde reine la alegría, la comunicación, la sociabilizacion y la diversión.

Las mejores iniciativas que se realicen para desarrollar actividades de animación nocturna deben estar fundamentadas en la comprensión del auténtico cambio que se pretende llevar a través de las mismas al cliente. Con estas actividades se debe fomentar la transmisión de emociones y sensaciones positivas pues los clientes tomarán en consideración ciertos aspectos para valorar opciones de regresar o no a un lugar de vacaciones. Entre ellas tenemos: El precio comparado con el de la competencia, calidad en los servicios recibidos, valor agregado, novedades positivas y como fue su estadía en la región visitada. Todos estos aspectos si son vistos positivamente harán que el cliente regrese contribuyendo de ese modo a su fidelización.

Un elemento fundamental es sorprender a los clientes con cosas agradables, de las cuales ellos no imaginan que podrían disfrutar. Se debe poseer actividades que permitan al huésped no tan solo divertirse, sino participar todos con su familia y que se lleven un grato recuerdo.

Fuente: Artículos escritos por Pablo Abreu experto en Animación Turística.

Otros temas sobre animación turística aquí.
Para ir al índice general del portal aquí.